ÚLTIMA HORA

16 de agosto de 2013

Ultimamente en España se está viviendo un panorama desolador con la crisis económica, cosa que también puede que haya afectado a los rallys.

El mundo de los rallys viene sufriendo el temido efecto de la crisis económica. Pruebas como el Rally do Botafumeiro, el Baixa Limia, el Rali de Galicia Histórico o el Rally de la Villajoyosa se suspendieron por motivos meramente económicos.

En lo referente al Campeonato de España de Rallys de Asfalto las bajas lista de inscritos, la falta de premios y un reglamento cambiante hace que el seguimiento por parte de aficionados y pilotos sea muy bajo, si a esto sumamos los costes que tiene hacer un rally, nos vemos en una situación donde los únicos que se favorecen son la Federación y sus mandatarios. El Rally Villajoysa fue el primero en desaparecer del calendario, pero rallys como el Rías Baixas o el Rally de Cantabria estuvieron en vilo hasta quince días antes de la celebración. Sin duda, la RFEDA tiene que poner más de su parte para que pilotos, aficionados y constructores vuelvan a tener la ilusión y las ganas que existían en años pasados.


En Galicia podemos presumir de tener un muy buen Campeonato, aunque en esta parte de la temporada se empieza a notar la falta de presupuestos. Hace unos días conocíamos la noticia de la suspensión del Rally do Botafumeiro junto con el Rally Máster, organizado por la propia Escudería Compostela. El único motivo, los problemas finacieros. El Rally Baixa Limia, es otro de los rallys que no podremos disfrutar este año y que se espera que para el año pueda regresar al calendario.


Las cifras de cien o más inscritos, solo se han podido superar en tres rallys de seis celebrados, nada comparable a años anteriores donde lo normal, era en la mayor parte de los rallys superar esta cifra.

Pilotos como Bamarti que ha tenido que aparcar su Peugeot 306 Kit Car durante una temporada, Pedro Burgo que a pesar de disponer de un Ford Focus WRC y un Ford Sierra Cosworth no encuentra suficientes patrocinadores como para poder afrontar el Campeonato con garantías, Martín Bello que este año no fue capaz ni de participar en el rally de casa, Roi Rodríguez, Yago Varela segundo clasificado de la Top Ten Driver Pirelli en el año 2010, Manuel Filloy que solía participar en el Rally do Cocido, pero que ahora tiene abandonada la competición o otros muchos que la situación actual no le permite poder disfrutar del verdadero deporte rey.



En lo referente a los patrocinios, también encontramos a una cantidad de empresas que por culpa de la crisis han tenido que dejar de patrocinar a los deportistas, para centrarse en que sus negocios salieran a flote. Los ejemplos más destacados los vemos en el panorama del Nacional de Rallys. Paradores que en los años 2010 y 2011 patrocinaba a Sergio Vallejo en el Campeonato de España, no ha podido continuar con este patrocinio. Comunitat Valenciana, ex-patrocinador de Miguel Fuster también ha tenido que abandonar su patrocinio por temas de crisis y corrupción y otro de los ejemplos más sonados es el del equipo Nupel que a pesar de disponer de una flota de vehículos y pilotos fuera de la realidad abandonó el mundo de los rallys en el año 2011.



Sin duda una de las mayores sorpresas fue el Rali de Galicia Histórico debido a la falta de apoyos por parte de las instituciones. El Rali de Galicia, es un rally que creció en inscritos y seguidores de manera estrepitosa, participando gente de todos los puntos de España y algunos pilotos del extranjero. En sus cuatro ediciones, fue un rally organizado a la perfección y con muy pocas cosas en su contra. Finalmente, este año no se podrá celebrar debido a la falta de apoyos a pesar de que mucha gente había preparado sus vehículos única y exclusivamente para este Rally. Como compensación, la Escudería Melide pretende organizar una especie de Festival Histórico sin que puntúe para ningún tipo de Campeonato y  para que los aficionados a los clásicos puedan disfrutar de un día lleno de competición y recordando viejos tiempos.




¿Afecta la crisis al mundo del motor? Decidan ustedes...