ÚLTIMA HORA

16 de julio de 2014

Por tercera temporada consecutiva, Benito Espiño volverá a subirse a los mandos de un Seat León Supercopa para disputar la Subida A Chantada.

Nos lo comentaba el, la Subida A Chantada es especial, esos paisajes ese trazado... Por eso es que este año Benito Espiño volverá a montarse a los mandos de un Seat León Supercopa, para volver a disputarla. Será su tercer año consecutivo y como siempre el objetivo será el mismo, mejorar con el paso de las mangas e intentar pulverizar sus tiempos de años anteriores. En el año 2012 quedó en la vigésima cuarta posición mejorando seis puestos en el año 2013, en el que se clasificó décimo octavo. 


Este año utilizará un Seat León distinto al de los dos años anteriores y con menor preparación, por lo que el objetivo de mejorar los tiempos será difícil pero Benito lo intentará. Para esta 41º edición de la Subida A Chantada, Benito probará el nuevo sistema de levas que van fijas y no en el volante como en el anterior León, el que ahora utiliza Fran Cima en el Nacional de Asfalto.