ÚLTIMA HORA

18 de octubre de 2016

Cúmulo de problemas para Pepe López en el Rally RACC donde tenía que abandonar ya en la jornada del viernes.

El piloto madrileño de Peugeot España Team llegaba a la prueba mundialista recién llegado de Francia, con la moral muy alta después del gran triunfo en la Peugeot 208 Rally Cup donde ganaba el título. Sin casi tiempo para bajarse del coche, Pepe y Borja llegaban a Lleida el lunes por la tarde para realizar una jornada de test con GC Motorsport, propietario del Peugeot 208 R2, vehículo con el que se iba a disputar el rallye. Y sin perder ni un solo día el martes se dirigían a Salou, para preparar las jornadas de reconocimientos y posteriormente entrar ya en la competición.
 El jueves en la primer día del Rally RACC de forma inesperada empezaban a girarse las cosas, un problema en la dirección, no retornándole el volante, haciéndole perder mucho tiempo en la especial de Barcelona. 

Arrancaba la jornada del viernes con una asistencia de alto nivel por parte del equipo cambiando la caja y la bomba de dirección del vehículo en el escaso tiempo disponible en el service matutino. La jornada tampoco mejoró de entrada ya en el TC1, Pepe realizaba un trompo en una zona muy embarrada, calándose el coche y perdiendo mucho tiempo en el incidente. Al finalizar la especial comentaba que el motor no acababa de ir del todo correcto, no daba la potencia esperada, a esto había que sumarle un pinchazo en la cuarta especial y para rematar el cúmulo de despropósitos en el enlace se rompía un manguito del retorno del agua teniendo que parar para no ocasionar daños mayores al motor, acabando así esta edición del RallyRACC.
 El equipo y piloto tras reunirse tomaban la decisión de abandonar para no romper el motor, ya que la posibilidad de luchar por las plazas de cabeza ya no era posible. Pepe López comentaba esto al finalizar la jornada “es mejor dejarlo aquí, de todas formas agradezco el esfuerzo y trabajo del equipo para que tuviésemos un coche competitivo, pero en esta ocasión no ha podido ser veníamos muy ilusionados pero desde el primer momento las cosas han salido del revés y en esta ocasión lo mejor era retirarse antes de hacer un mayor destrozo a la mecánica”. 
En principio, la próxima participación de López y Rozada será el Rallye du Var, última prueba de la Peugeot 208 Rally Cup en Francia, teniendo también la posibilidad de participar en el Wales Rally GB pero aún está pendiente de decisión por parte del equipo.