ÚLTIMA HORA

27 de abril de 2017

La prueba que se desarrollará en la Comarca de Arzúa contará con la presencia de al menos dos vehículos que participarán a modo de exhibición para deleite de los aficionados, y que son muy particulares, pues ambos son unidades que han competido al máximo nivel en el mundo de los raids.

El equipo Coviar Rally-Raid se desplazará hasta Galicia para estar en la salida con un Bowler Wildcat, con Javier y Miguel Grasa al volante, un equipo que ya participó en el Dakar 2010 a los mandos de un Mitsubishi Montero. En el caso del Bowler, ya se le ha podido ver en acción durante la Baja España Aragón o el Rallye Montes de Cuenca. El Wildcat, con un motor V8 rinde cerca de 250 CV de potencia para sólo 1800 Kg de peso, y junto con una caja manual de 5 velocidades hace de él una arma temible.
La segunda sorpresa que nos tiene preparada la organización es uno de los gigantes del desierto, un Mercedes Unimog U500, con homologación T4 y que pertenece a la categoría de “serie mejorados”. Monta un motor de 6 cilindros que desarrolla unos 500 CV, con un peso bruto de 6500 Kg. Caja pivotada de 8 velocidades y tracción total con bloqueo neumático a los tres diferenciales.

El equipo encargado de hacerlo correr se trata del Truckventur Rally Raid, con Javier Herrero de piloto, Alfonso Herrero como navegante y el tercer ocupante de la cabina en la figura de Rodrigo de la Calle, que realiza las labores de mantenimiento y reparación del vehículo mientras está en ruta. José Rodríguez es el encargado de dar asistencia y logística al equipo.
Este Unimog cuenta con un amplio bagaje de actuaciones. destacando un Dakar y un Rally Ruta de la Seda. Ahora, llegado al seno de Truckventur y tras participar en dos Baja España, planean desembarcar en Sudamérica para el próximo Dakar. Pero antes de ello, podremos disfrutarlo en el Rally Terra da Auga.