ÚLTIMA HORA

10 de abril de 2018

El piloto de Moaña comenzará su temporada en Noia disputando a continuación el Rally Rías Baixas. En la segunda mitad de temporada lo veremos en el Botafumeiro y Ribeira Sacra.

Con la pasión por los rallyes ya desde pequeño, Adrián Otero se decidía a dar el salto al mundo de la competición el pasado año. Comenzaba su carrera deportiva en Noia a los mandos de un BMW 325i y un año después comenzará su segunda temporada en la misma prueba. A diferencia del año pasado lo hará en un nuevo vehículo, un BMW M3 que estrenaba en el pasado Rally Ribeira Sacra. Adrián se muestra muy animado de cara a esta segunda prueba del Campeonato: "Creo que vamos a notar la experiencia del Rally Ribeira Sacra, el cual fue nuestro primer rallye con el coche. Sabemos que todavía nos falta mucho para sacarle el máximo partido al coche, pero poco a poco me voy sintiendo más cómodo con él".
Animado por sus patrocinadores, el objetivo de Adrián es disputar al menos cuatro pruebas del Campeonato Gallego de Rallyes: "Comenzamos en Noia porque es un Rali que me gusta mucho y que creo que cuenta con mucha afición. Después continuaremos con el Rías Baixas que para mi es especial, pues siendo de Moaña fue el rally que siempre recuerdo de pequeño y el que me enganchó a este mundo. Después realizaremos un pequeño parón, ya que el presupuesto es el que es, y no podemos seguir el Campeonato al completo. Saldremos en el Botafumeiro y en el Ribeira Sacra para cerrar nuestra corta temporada. Aprovechar para deciros que a mi derecha me seguirá acompañando Maikel Marquez que además de ser un gran copiloto es un muy buen amigo, y le estoy muy agradecido por todo lo que me ha ayudado".