ÚLTIMA HORA

2 de abril de 2018

Pese a figurar en la lista de inscritos, el piloto de Mazaricos no podrá estar en la segunda cita del Campeonato al retrasarse unas piezas de su Renault Clio.

El Rali de Noia es siempre especial para Javier Ramos Grille. Este año pretendía estrenar su Renault Clio Williams tras la rotura de motor que sufrió en el Rally Ribeira Sacra, pero un retraso en el envío de unas piezas no se lo permitirá, como bien nos explicaba el propio Grille: "Estamos en una situación parecida a la del pasado año. Las piezas no nos dan llegado y de salir quería hacerlo en el Clio, por lo tanto esta edición nos tocará vivirla desde la cuneta".
También quisimos saber como va el montaje del Ford Sierra Cosworth, y por las palabras de Javier intuimos que va para largo: "Tenemos la carrocería ya lista, pero todavía falta. Quiero hacerlo con mucho mimo, y se que para eso se necesita mucho tiempo y dinero, por lo que, muy a mi pesar no se si podré estrenarlo en este 2018".