ÚLTIMA HORA

10 de abril de 2019

El piloto de Ourense volverá a competir en Galicia tras 6 años en el dique seco y lo hará con un Ford Fiesta N5 en la Subida A Saleta.

Seis años parado son muchos años, por eso "Caixas" nos decía: "Correr voy a correr poco que estoy oxidado, pero seguro que disfruto como un niño". Y es que somos muchos los que nos acordamos del Mitsubishi Lancer Evo IX naranaja por las cuestas gallegas, pero el trabajo como a muchos otros pilotos privó a "Caixas" de poder seguir compitiendo. El regreso al calendario gallego de montaña de la Subida A Saleta, prueba que se celebra en O Carballiño localidad muy cercana a Villaramín, lugar donde Caixas nació y donde tiene su compraventa hizo que la mecha se volviese a encender: "Ganas ya tenía desde hace años, pero en el momento que supe que se disputaría la Saleta pues me lancé a la piscina. Gracias a Alberto Otero llegamos a un acuerdo para alquilar un Ford Fiesta N5 con el que esperamos disfrutar y hacer disfrutar también a la afición".
Sobre si esta participación sería excepcional Rodrigo Rodriguez nos comentaba que la idea es que no: "Tengo un BMW M3 E46 que estoy terminando de preparar y la idea es de disputar con el más pruebas de montaña y si fuese posible algún rally o rallysprint. Quiero hacer un coche competitivo para así poder disfrutarlo como a mi me gusta, es decir, derrapando (risas)".

*Foto: Doade Racing Fotografía