ÚLTIMA HORA

4 de marzo de 2020

El joven catalán, campeón del Junior WRC hace tres años, y punta de lanza del Rallye Team Spain las dos últimas temporadas en el WRC2, retoma ahora su andadura a nivel nacional incorporándose al S-CER como integrante del equipo Calm Competició en un Skoda Fabia R5.

Después de haber formado parte desde 2018 de la estructura de M-Sport en el Mundial, el piloto de Matadepera acudirá este fin de semana a la cita inaugural de la temporada española, el Rallye Tierras Altas de Lorca, con un Skoda Fabia R5 alineado por el preparador barcelonés, como el que pilotó el año pasado el actual subcampeón del S-CER, Xevi Pons.
Nil Soláns y su copiloto Marc Martí tomarán la salida en la prueba murciana persiguiendo el objetivo de lograr un resultado reseñable, que les sirva para presentar desde el principio su candidatura al título del certamen mixto que se viene celebrando desde 2019.
"Llevo cinco meses, desde el Rally RACC, sin subirme a un coche de carreras. Estoy con muchas ganas, deseando salir ya en Lorca. Hace mucho tiempo que no compito a nivel nacional, me hace muchísima ilusión poder disputar un campeonato mixto como el S-CER, y dada nuestra experiencia en tierra y asfalto, creo que podemos hacerlo muy bien. Me apetece volver a trabajar de nuevo con Calm Competició; después de varios intentos, por fin podemos retomar nuestra relación, casi cinco años después de haber competido juntos en el Mundial. Intentaré hacerlo lo mejor posible con el Skoda Fabia R5 y luchar por ganar, que es el oobjetivo con el que saldré a esta carrera", afirmaba Nil Soláns.