ÚLTIMA HORA

19 de noviembre de 2020

Hace escasas semanas, la FGA publicaba un precalendario del año 2021, y en el mismo uno de las sorpresas más destacadas era la inclusión del Rallye do Albariño, una de las citas míticas de los rallyes en Galicia, y que para el próximo año es muy probable que forme parte del Campeonato Gallego de Rallyes. 

En la tarde de hoy, nos hemos puesto en contacto con Diego Besada, la persona que junto a Diana Rivas, José Antonio Otero y Antonio Bermúdez dieron el paso de recuperar esta prueba, y que llevan semanas trabajando duro para que este evento sea una realidad la próxima temporada. A continuación os dejamos una pequeña entrevista que le pudimos realizar:

- ¿Porque te decidiste a recuperar una prueba como el Rallye do Albariño?
La decisión la llevaba premeditando un par de años, pero ahora decidí dar el paso. Después de llevar muchos años colaborando con multitud de escuderías en otras pruebas, creía que era el momento de poder organizar algo desde cero para poder amoldarla a mi gusto. Además, esta prueba es especial para mi, pues fue una de las primeras a las que asistí cuando era pequeño, y que mejor que organizar mi primer rallye con el Albariño. Por otra parte también creo que ahora es el momento, y se que para mucha gente no, pero un rallye reporta mucho beneficio en la zona por la que transcurre, y desde luego que hostelería y demás negocios estarán encantados de recibir a todos los equipos y aficionados que se desplacen hasta la prueba.

- ¿Quién serán los encargados de sacar adelante esta prueba?
En un principio tenía en mente crear una escudería desde cero, pero la gente de la Escudería Congostra Team Sanxenxo vio con buenos ojos que nos uniéramos para sacar adelante la prueba y entre todos así lo haremos. Esto no saca que no contemos con el apoyo de muchas otras escuderías que desde un principio nos prestaron su total apoyo.

- Suponemos que ya tienes un poco planificado como será el rallye, que nos puedes contar del mismo?
La idea es la de seguir el formato de la mayoría de rallyes del Campeonato Gallego, con tres tramos a triple pasada. Además de esto también tenemos en mente celebrar un tramo espectáculo el viernes por la tarde, siempre y cuando las circunstancias así lo permitan. La idea es seguir manteniendo el nombre de Rallye do Albariño, ya que tenemos en mente utilizar las zonas más míticas por las que transcurría la prueba hace años, además de alguna que otra novedad más. A día de hoy puedo confirmar que los cuatro ayuntamientos que se prestaron a ofrecernos su ayuda ya han albergado la carrera en sus ediciones anteriores.

- En una pandemia como la que estamos viviendo, como afronta una escudería "nueva" sacar un rallye de este calibre adelante?
Personalmente organizar una prueba en estos tiempos está claro que es muy difícil. Para mi es complicado llegar a un negocio y solicitarle colaboración para un rallye cuando lleva dos meses sin poder desarrollar su trabajo. Pero por otra parte también es cierto que los ayuntamientos están decididos a dar un poco más, porque saben que para los negocios del pueblo es beneficioso que el rallye discurra por su zona. Y hasta el momento, solo le puedo dar las gracias pues se volcaron desde un principio ofreciéndonos todo tipo de ayuda, al igual que la Xunta de Galicia, la FGA o la Diputación, con la que creemos que no tendremos ningún tipo de problema.

Así mismo también me gustaría agradecer a muchísima gente que desde que saltó la noticia no dejaron de llamarme para ofrecernos su ayuda, como por ejemplo una persona que me llamó y me dijo, por las grúas no te preocupes que tienes las mías para lo que necesites. En ese sentido creo que hay muchas ganas en recuperar una prueba mítica como esta, y no me cabe la menor duda de que la gente de esta zona se involucrará para que todo salga lo mejor posible.

Desde aquí nos gustaría agradecer a Diego Besada por concedernos esta entrevista, y darle las gracias, tanto a él como a toda la gente que colabora en la prueba por intentar sacar adelante un rallye como este en los tiempos que estamos viviendo.